Las eléctricas piden usar las reservas estratégicas

AITORES ELECTRICIDAD, S.L. AITORES ELECTRICIDAD   

 943 33 40 66 / 699 427 368

 ELECTRICISTAS GIPUZKOA - REFORMAS GIPUZKOA - ELECTRICISTAS GUIPUZCOA

 

Electricistas Gipuzkoa

 

Las eléctricas piden usar las reservas estratégicas

 

Las eléctricas piden usar las reservas estratégicas de gas y liberar casi 12.000 millones para bajar la luz

Temen que el Gobierno extienda el «rejonazo» de 2.600 millones más allá de marzo

Las eléctricas quieren que se liberen las reservas de gas para abaratar la luz

Las eléctricas se temen lo peor. Y lo peor es que la confiscación de 2.600 millones de euros aprobada por «decretazo» la pasada semana no sea pasajera. Las previsiones apuntan a que los seis meses en los que estará en vigor esta medida se quedarán cortos, lo que dispara el miedo entre las grandes a que la minoración aprobada hasta marzo de los «beneficios sobrevenidos inesperados» que nucleares, hidroeléctricas y renovables (no sujetas al mercado regulado) obtenían por los altos precios del gas natural se dilate en el tiempo.

El «decretazo» establece que se detraerá el 90% del sobreingreso sobre un suelo de 20 euros megavatio hora. El problema es que en abril, cuando dejaría de estar operativa esta minoración, el precio del gas seguirá por encima de esos 20 euros. De hecho, lo más probable es que se mantenga en 35-40 euros MWh lo que podría llevar al Gobierno a prorrogar la medida «temporal». Las eléctricas temen que el Ejecutivo tenga la tentación de desempolvar la confiscación, el siguiente invierno o cada vez que suba el gas.

 

Las eléctricas denuncian que con esta medida se ven obligadas a devolver «algo que en realidad no han ingresado» ya que la mitad de la energía que se vende en España no esta afectada por los precios del mercado diario y sin embargo el «decretazo» impone una minoración de pago a la mayor parte de los generadores que no reciben ese precio del mercado diario. De hecho, las grandes eléctricas tienen buena parte de la energía vendida a un año vista y a precios muy inferiores (entre 50 y 60 euros el megavatio hora) a los que actualmente marca el mercado mayorista, que se encuentra en máximos históricos (el «pool» ha llegado a marcar 188,18 euros megavatio hora).

 

«Se está buscando un dinero que no existe y para ello se imponen pseudoimpuestos a generadores que no han recibido esos precios del mercado diario», remarcan las mismas fuentes.

 

De hecho, se da la paradoja de que las grandes eléctricas venden su energía en el mercado al precio que se fije, pero deben recomprarla a ese mismo precio a través de sus comercializadoras, que son las que distribuyen las electricidad. Y, por regla general, las grandes compran más electricidad de la que producen, por lo que la factura con el operador OMIE les sale a pagar cada semana (entre 30 y 60 millones). La consecuencia es que, en contra de lo que pueda parecer, cuanto más sube el precio de la electricidad más perjudicadas salen las grandes eléctricas.

Ante esta perspectiva, que el Gobierno tenga la tentación de prolongar el «tijeretazo» de 2.600 millones (unido al de entre 600 y 700 millones por el llamado dividendo del carbono a las centrales no emisoras de CO2 previas a 2005), las eléctricas batallarán legalmente liquidación a liquidación ya que no pueden recurrir una ley.

Pero para evitar males mayores cuando expiren los seis meses en que estará en vigor el real decreto-ley proponen al Gobierno que utilice las reservas estratégicas de gas. La iniciativa consiste en inyectar de forma inmediata más de 7.000 millones al sistema. ¿Cómo se generarían? Con un coste muy bajo que no impactaría de forma severa. «No habría ganadores ni perdedores y las reservas están para situaciones de crisis», aseguran las mismas fuentes.

Las reservas estratégicas de gas natural alcanzan los 20 teravatios hora (TWh), equivalentes a lo que van a consumir los ciclos combinados –que queman gas y suelen casar el precio final de la electricidad diaria en el mercado– durante los próximos seis meses. Las eléctricas estiman que el coste de compra medio de esas reservas fue de 22 euros MWh por lo que, si esos 20 TWh se dedican al sistema, los ciclos quemarían a 22 euros MWh y no a 70 euros MWh como ahora, lo que generaría un ahorro de más de 7.000 millones, tres veces más que el recorte. Además, reponer esas reservas apenas costaría 650 millones, un impacto similar al del mercado diario en el PVPC, que apenas supone un 10% de toda la demanda.

Además, las eléctricas proponen adelantar la devolución de la sobrerretribución que cobran las renovables por encima del 7,38% asegurado hasta 2023. Eso generaría hasta 4.000 millones más justo ahora y no en 2023. Casi 12.000 millones en total.

Fuente original del artículo